La reforma del artículo 135 de la Constitución y el hambre

Titula Azucahica en el número de junio una noticia tal que así: Pablo Bellido: “Nada hay más importante que los niños y niñas desayunen y coman”. Faltaría más señor Alcalde.

Pablo Bellido es, antes que nada, persona. Le atribuimos esa condición porque la reclamamos para nosotros mismos en estos tiempos de apocalipsis neoliberal, por más que él no nos conceda esta gracia porque a IU no se le brinda ni agua.

Pero, además de persona, el señor Bellido es jefe del PSOE de la provincia de Guadalajara y Alcalde de Azuqueca de Henares.

Como individuo, seguro que Pablo Bellido piensa sinceramente que no hay nada más importante que los niños y niñas desayunen y coman.

Pero es que el señor Bellido desempeña una jefatura en el PSOE, es alguien con autoridad y mando en el partido, decide y ordena, tiene influencia y poder para ejercerla. Quiere esto decir que puede pegar un puñetazo en la mesa, dar cuatro voces, denunciar lo intragable y, llegado el caso, renunciar a su cargo en el partido por incompatibilidad moral o repugnancia.

Como jefe del PSOE hay que recordarle que su partido, cuando pactó con el PP la reforma en secreto de la Constitución, elevó al mayor rango jurídico la doctrina criminal que sostiene que nada hay más importante que los bancos y acreedores cobren sus deudas por más que los niños y las niñas se queden sin desayunar y sin comer, cosa que está ocurriendo.

Es un principio monstruoso, sin duda, este de que los bancos chupen la sangre de los ciudadanos para cobrar una deuda inducida e ilegítima, hasta el punto de quitarle el pan a los ciudadanos, el trabajo, la sanidad, la educación, las pensiones y ya veremos si el futuro. Lo lamentamos, pero ese es el principio que nos impusieron Zapatero, el PSOE del señor Bellido y el PP de Rajoy.

¿Cómo vive Pablo Bellido esta contradicción radical? No lo sabemos, pero lo que es evidente es que sigue siendo jefe del partido que constitucionalizó esta afrenta, esta violencia, esta inmoralidad.

¿Y qué pasa con Bellido como Alcalde? El pueblo de Azuqueca de Henares tiene que saber que tuvo dos oportunidades para pronunciarse contra la monstruosidad de la reforma del artículo 135 de la Constitución, y que las rechazó.

La primera oportunidad llegó en octubre de 2011, a raíz de una moción presentada por IU en el Pleno municipal. Pedía IU algo tan simple como que se preguntara al pueblo si estaba o no de acuerdo con la reforma pactada en secreto por el PSOE y el PP. Pues bien, el Alcalde Bellido, también su portavoz, el señor Escudero, junto con el resto de los concejales socialistas y todos los del PP votaron en contra de esta propuesta. La moción de IU, consecuentemente, acabó en el cubo de la basura gracias a la conjunción bipartidista PSOE-PP. No le remordió en ese momento al señor Bellido votar igual que el PP y por los mismos motivos, cuando fue el PP de Cospedal el que suprimió las subvenciones de los comedores escolares por aplicación del nuevo artículo 135 de la Constitución.

La segunda oportunidad es más reciente, de marzo de 2014, a partir de otra moción presentada por IU, en la que se pedía que se derogase el artículo de la infamia y se sustituyera por el texto original, único refrendado por los ciudadanos. Otra vez el Alcalde Bellido votó en contra, también su portavoz, el señor Escudero, además de sus concejales y los del PP.

Quizás no sepan los ciudadanos que cuando IU pidió en el Pleno municipal en octubre de 2013 la reprobación moral y la dimisión de los representantes españoles en la troika (que son quienes imponen que el interés de un acreedor bien vale el hambre de mil niños), el señor Bellido también votó en contra, por descontado sus concejales, su portavoz, el señor Escudero y los ediles del PP, en un nuevo triunfo del bipartito sobre la razón y la vergüenza.

Sobre el asunto del artículo 135 que constitucionaliza los recortes y el hambre en España, el Alcalde Bellido se ha pronunciado igual que el Secretario provincial Bellido, acatando el pacto Zapatero-Rajoy y defendiendo las siglas del PSOE por encima de cualquier principio moral, aplicando el socialismo del revés, consistente en nacionalizar las pérdidas y los agujeros privados de un grupito de banqueros amigos a costa de las costillas del pueblo. En esa tristeza quedó para Bellido lo de el socialismo fase superior del capitalismo.

Como persona, Bellido, con el apoyo de todos los concejales del Ayuntamiento, ha dotado un plan de apoyo nutricional para que 108 niños y niñas desayunen, coman y merienden, este año y el anterior.

No juzgamos a la persona, que tiene su intimidad. Criticamos al cargo porque es público y en democracia, desde los griegos, la crítica es juicio y el juicio es crítica, base de la democracia.

Esta es la realidad y no los trémolos de Azucahica sobre el señor Bellido, que es, tristemente (afortunadamente por poco tiempo) una revista al servicio del jefe provincial del PSOE y Alcalde de Azuqueca de Henares.

Emilio Alvarado Pérez
Portavoz de IU en el Ayuntamiento de Azuqueca de Henares