Pleno extraordinario del 20 de diciembre

Se celebró a las 12’00 horas como homenaje al 50 aniversario de la instalación en nuestra ciudad de Vicasa.

Los portavoces de los grupos municipales dedicaron unas palabras de reconocimiento a estas empresas y decidieron nombrar como Plaza de la Fábrica a la rotonda situada en el cruce entre la Avenida del Vidrio y la Avenida de la Técnica.

La intervención del portavoz de IU, Alvarado, fue como sigue:

Celebramos el 50 aniversario de la instalación en nuestra ciudad de Vidriera de Castilla S. A., origen de lo que hoy es Bormioli, Isover y Verallia, y lo hacemos los representantes municipales, los directivos, los representantes sindicales, los trabajadores y sus familiares y amigos, a los que doy mi más afectuosa bienvenida.

Es sabido que la evolución de nuestra ciudad ha estado muy ligada al funcionamiento y desarrollo de estas empresas, lo que se nota y mucho en la composición social de la localidad, en el paisaje de los polígonos industriales, en la colaboración entre estas empresas y el Ayuntamiento y, también, en lo que ha reportado y reporta la actividad industrial de Bormioli, Isover y Verallia a la economía del municipio, tanto en el ámbito público como en el privado.

La actividad económica, bien entendida, debe tener un fin: la satisfacción de las necesidades materiales y espirituales de las personas y grupos de la sociedad. Y para conseguir ese fin hace falta un medio: la colaboración equilibrada de los que intervienen en el proceso económico, sin la cual el fin se pervierte y el hombre se esclaviza.

En esta circunstancia desgraciada de crisis necesitamos buenas empresas y una industria potente que afronte los retos de la exportación y, también, del consumo nacional, que necesita reactivarse mediante la generación de empleo y el aumento de la capacidad de compra.

Buenos productos, salarios dignos para premiar el esfuerzo de los trabajadores y competitividad sobre la base de la investigación y el desarrollo, además de un plan industrial a gran escala. Esto es lo que necesita el país y lo que demanda el sentido común.

Industrias como Bormioli, Isover y Verallia son fundamentales para operar el cambio de un sistema económico que tiene que ser sostenible y que alimente el tejido productivo del territorio en el que se asienta, porque Azuqueca de Henares necesita a estas empresas como estas empresas necesitan a nuestra ciudad.

Con este deseo quiero terminar este homenaje que brinda el Ayuntamiento, en nombre de la sociedad azudense, a todos lo que han trabajado, cada uno en su responsabilidad, en los centros de Bormioli, Isover y Verallia de nuestro polígono industrial.

Muchas gracias.