El grupo municipal de IU del Ayuntamiento de Azuqueca de Henares pide la convocatoria de un Pleno urgente para esclarecer el asunto de la deuda

Mientras que estamos a la espera de que el Concejal de Hacienda nos remita el detalle del pago realizado por la Junta el jueves 8 de enero por importe de casi dos millones y medio de euros, y también de conocer con la mayor precisión qué parte de la deuda no se ha pagado aún con el aval de los informes de los técnicos municipales, continúa la bronca en los medios entre el PP y el PSOE sobre si la deuda se ha pagado o no por completo, en la que salen datos (y también silencios) que los concejales de ambos partidos saben o callan no por ser concejales sino por ser miembros de esos partidos, lo cual significa que ambos se toman a pitorreo la administración en la que son representantes (el ayuntamiento) y que si no formas parte del bipartidismo estás fuera de la circulación política, porque los del bipartidismo son concejales de primera y el resto escoria, ya que manejan información privilegiada a su antojo cuando esos datos son de interés general y afectan a toda la corporación.

Da vergüenza ver lo que ocurre.

El PSOE reconoce ahora que Barreda dejó un agujero de 3’5 millones de euros (cuando siempre había evitado dar cifras llegando incluso a negarlo), que la deuda rozaba a finales de 2014 los seis millones de euros (cuando llegó a elevarla a los 10 millones en algún momento de la legislatura) y que la Junta había ido pagando unas minucias entre el 2011 y el 2014, lo cual no se sostiene porque si la Junta no pagó casi nada durante la legislatura y dado que llegó a deber casi diez millones, el resultado final de una deuda de seis millones no es creíble, a no ser que se estime que cuatro millones de euros en pagos son calderilla.

En cuanto al PP, sale ahora con que la deuda que dejó Barreda ascendía a 5’3 millones (la imagen en el espejo de los 3’5 millones que reconoce el PSOE), que la Junta ha pagado durante la legislatura 9.375.298,44 euros y que la deuda final que quedaba pendiente, que según su versión se ha saldado por completo, en versión coincidente al 100% con la de Cospedal, era de 2.456.000 euros. Asombra el detalle con el que afirman los concejales del PP el montante de pagos entre junio de 2011 y enero de 2015, que va hasta el céntimo, cifra que no sabemos de dónde sale, quién la ha transmitido y sobre qué documentos se basa, siendo además tan cierto como que de noche reina la oscuridad que nuca pusieron a disposición de la corporación tales cifras y los documentos sobre los que se sostienen.

El PSOE o el PP mienten porque sus versiones son irreconciliables.

El PSOE y el PP patrimonializan un debate que no es suyo sino de los ciudadanos, también de los que no les votaron, que fueron más de 8.000 frente a los 11.500 que sí lo hicieron, y de todos los representantes municipales.

Ante este bochorno y acaparación por el bipartidismo de un tema tan trascendente para nuestro municipio, el portavoz de IU, Alvarado, ha exigido la convocatoria urgente de un pleno extraordinario en el que, con todos los informes técnicos en la mano, se proceda al esclarecimiento de la cuestión de la deuda autonómica, para tomar las medidas oportunas en defensa de los intereses de nuestros vecinos.

Vale ya de espectáculos en los medios entre el PSOE y el PP.