Unos parques abandonados

Hay dos parquecillos en nuestro municipio que viven en total orfandad porque el gobierno de Blanco se ha olvidado de ellos.

Se trata del llamado Arboreto, situado en Asfain, y del que linda con la trasera del polideportivo Ciudad de Azuqueca.

Domina en ambos parques el aire de cosa decrépita y agotada por la incuria de un gobierno que hace mucho renunció a cuidar lo recibido para malgastar el dinero en campañas  mediáticas y obrazas inconvenientes, con la intención de salir premiado en las próximas elecciones municipales.

Sabido es por todos que el abandono llama a la suciedad y al deterioro, excepto por el gobierno de Blanco que hace oídos sordos a las quejas que les trasladan los vecinos y a las advertencias que le hacemos desde la oposición.