Por qué Izquierda Unida no presentará alegaciones a los presupuestos municipales

En la sesión plenaria del pasado 7 de mayo, se reanudaba el procedimiento administrativo para la exposición pública (sin resolución motivada, en contra de lo que establece la Disposición Adicional Tercera del Real-Decreto 463/2020, de 14 de marzo) del Presupuesto General de Azuqueca de Henares, suspendido durante el estado de alarma.

Cuando a comienzos de año fueron presentados los presupuestos, Izquierda Unida manifestó su disconformidad al considerar que no atendían a lo verdaderamente importante, no dotaban suficientemente a los servicios de vital importancia, contemplaban las mismas inversiones desde hace años porque no las ejecutaba en el ejercicio y destinaban una cantidad desorbitada de dinero público a festejos.

Desgraciadamente, dos meses después, el escenario cambiaba radicalmente debido a la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. Por ello, Izquierda Unida entendía que el Gobierno municipal debía empezar a trabajar en otros presupuestos, consensuados previamente con todos los grupos políticos, que permitiesen aprobar medidas y planes encaminados a la reconstrucción económica y social que serán necesarios después de la alerta sanitaria. Así se lo hizo saber al Equipo de Gobierno.

Sin embargo, el señor Alcalde no lo quiso así y ha decidido continuar con el procedimiento de exposición pública de los presupuestos, que ya presentó en el mes de enero, para que sean aprobados definitivamente.

Todos deben saber que esos presupuestos siguen presentando numerosas deficiencias técnicas y no contienen algunas de las exigencias que establece la ley, por lo que cabría, de nuevo, la posibilidad de presentar alegaciones, como ya hicimos en el mes de febrero. No obstante, la militancia de Izquierda Unida ha decidido de manera unánime y por responsabilidad política hacia la ciudadanía, no hacerlo para que se pueda empezar a librar determinadas subvenciones, elaborar así modificaciones del presupuestos necesarias para paliar el daño que empieza a provocar esta crisis y dar cumplimiento a la moción presentada por nuestro grupo y aprobada por la mayoría del Pleno, así como a todas las medidas que se están acordando entre todos los grupos políticos, tras muchas horas de negociaciones semanales.

Desde Izquierda Unida seguiremos trabajando, proponiendo y exigiendo compromisos para defender al conjunto de la ciudadanía, y para que el Ayuntamiento, que es la administración más cercana y ante las que los vecinos plantean sus demandas, ofrezca soluciones y responda con la mayor rapidez y eficacia ante los retos que las propia crisis sanitaria y económica nos va a plantear.